NCM Moscow Plus: reseña y opiniones

Una apuesta segura entre las bicis eléctricas de montaña

La NCM Moscow es uno de los modelos de mountain bike eléctrica más vendidos actualmente por sus llamativas características, el conjunto de sus prestaciones y su gran relación calidad precio. Su predecesora, la NCM Moscow, ya fue todo un éxito de ventas y el modelo Plus nos trae un par de nuevas sorpresas que describiremos más abajo. Ésta e-Bike esulta ser una apuesta segura para cualquier condición meteorológica o terreno. El único aviso a tener en cuenta es intentar protegerla del agua salada. Repasemos ahora sus características en detalle.

Especificaciones NCM Moscow Plus

  • Tipo: Montaña
  • Batería: Dehawk, 250 W, 48 V 16 ah, 768 Wh (Litio)
  • Tiempo de recarga en vacío: 7 horas
  • Motor:  DasKit X15 montado en rueda trasera, asistencia hasta 25km/h
  • Autononía: 70-150 Km
  • Peso de la bici: 27 kg
  • 24 marchas Shimano
  • Frenos de disco hidráulicos con sensor y sistema de ajuste con interruptor de motor incorporado
  • Pantalla LCD y control de asistencia del motor con 6 modos

Ventajas y diseño

El diseño de la NCM Moscow la convierte en una bicicleta muy balanceada y por tanto muy agradable de conducir, donde el peso de la batería y el motor se reparten de forma equilibrada. En algunos pequeños detalles nos damos cuenta de que se ha tenido mucho cuidado con el acabado pensando siempre en el ciclista. La pata de sujeción se puede desmontar fácilmente, lo que muchos ciclistas hacen para evitar vibraciones en camino. Las palancas de los frenos tienen una función de ajuste pudiéndolos alejar o acercar haciendo que encajen perfectamente con el tamaño de nuestra mano. Los cables del motor y otras partes sensibles a polvo o agua están muy bien protegidas, ancladas y aseguradas y ni siquiera notaremos que están ahí al movernos. Además la bici resulta ser bastante “modular” y si queremos hacer algún cambio, alguna mejora en el futuro o reponer alguna parte, el esfuerzo y la complicación serán mínimos. El sillín y los mangos están hechos de gel y diseñados anatómicamente.

Prestaciones

En el apartado de las prestaciones también quedamos impresionados por las posibilidades que ofrece ésta e-bike. Por supuesto todos los elementos principales de la NCM Moscow como el sillín, el manillar, incluso la palanca de frenos son ajustables según deseemos en altura, ángulo o distancia. El display ofrece una gran variedad de utilidades: velocidad, control del modo de asistencia con un sólo toque (en ambas direcciones, con lo que pasar del modo 0 al 6 directamente requerirá sólo un clic, y no seis). La batería tiene un puerto USB donde podremos cargar nuestro teléfono móvil sobre la marcha. La batería se puede cargar estando montada en a bici o se puede quitar fácilmente para ser cargada en casa.

En el apartado de la seguridad, los sensores de velocidad incluidos jugarán un papel muy relevante. Está disponible en dos tamaños: 27,5 y 29 pulgadas (si tienes dudas puedes consultar nuestro artículo sobre cómo elegir el tamaño de tu bici eléctrica)

Diferencias de la NCM Moscow Plus y la NCM Moscow

En primer lugar el modelo Plus nos ofrece una amortiguación más estable con barras de 30 mm en vez de los 28 mm del modelo anterior. Los rotores de las ruedas han sido mejorados, incluyendo tanto en la rueda delantera como trasera rotores de 180 mm, lo que añade fluidez al pedaleo. El modelo anterior llevaba montado un rotor de 180 mm en la rueda delantera pero de 160 mm en la trasera.

En la marchas también encontramos una mejora y pasamos de las 7 velocidades 14/24 de la NCM Moscow a las 8 velocidades 11/32 de la Plus., con lo que disfrutaremos de un mayor rango para cambiar y adecuar cadena y piñones a nuestra conducción. La batería es el siguiente punto interesante de las mejoras. El modelo NCM Moscow Plus viene con una batería con más capacidad, pasando de los 13ah (amperios/hora) a los 16ah. Las baterías además son intercambiables entre los dos modelos.

El único aspecto que nos ha parecido un paso atrás en el modelo Plus es el timbre que incorpora, que se trata de uno de esos modelos standard que se pueden conseguir por 3 Euros en cualquier sitio, y que ya no está integrado en el mango, sino anclado al manillar y sobresale demasiado para nuestro gusto particular. Por último encontramos un display de navegación mejorado, con una pantalla más grande, muy rápido en el encendido, funciones de control de backlight y nuevas funcionalidades. Además está colocado en el centro del manillar y no a la izquierda como en su predecesora, lo que vemos como una ventaja para no tener que desviar la mirada en exceso del camino al consultarlo.

Conclusiones sobre ésta bici eléctrica

No es casual que las NCM Moscow estén acaparando la atención del sector. Sin llegar a ser una bici eléctrica “high end”, ofrece detalles de muchísima calidad, tecnología probada y contrastada, confort, estabilidad y robustez, así como una gran autonomía. Tiene detalles que convierten la experiencia de conducirla en trepidante y placentera. Ofrece seguridad con los sensores de asistencia y el control de velocidad y favorece la conducción con su rango de velocidades y marchas. Desde luego es una ganadora dentro de su categoría.

⭐ Compartir este artículo